Nuestras redes
Datos curiosos

Revelan que llevaba la reina Isabel II en el bolso que siempre la acompañó

El modelo negro de Launer fue el accesorio favorito de la monarca y ahora se sabe para qué lo utilizaba.

Isabel II
Isabel II Google

María José Barrionuevo Por María José Barrionuevo | 14/09/2022

Muchos detalles curiosos de la vida de la reina Isabel II se han conocido desde el pasado 8 de septiembre, día en que la monarca de 96 años falleció, pero uno ha llamado particularmente la atención y fue el contenido de su característico bolso, accesorio que la acompañó toda su vida.

El modelo negro de la firma británica Launer London fue el complemento favorito de la reina Isabel II y nunca dejó de lucirlo, ni siquiera en las recepciones oficiales, lo que trajo varias especulaciones sobre lo que podría llevar en su interior y ahora una persona se encargó de contar lo que realmente contenía el mítico bolso.

Isabel II
Isabel II

Fue Phil Dampier, autor del libro “El bolso de la Reina y otros secretos reales”, quien puso fin al misterio y contó que la reina llevaba comida para sus perritos, un diario, una cámara fotográfica, una pequeña navaja, gafas de lectura, un gancho para colgar la cartera de ser necesario, un espejo pequeño, fotos familiares y un lápiz labial, un uso más que corriente podría decirse.

Isabel II también llevaba pastillas de menta o algún chocolate, un pañuelo, una pluma , un billete 10 libras que, según una de sus biógrafa Sally Bedell Smith, utilizaba para el canasto de las donaciones cuando asiste a un servicio religioso, único momento en el que manejaba dinero en efectivo.

Mensajes ocultos

Durante más de 50 años Isabel II ha llevado este bolso que se convirtió en su inseparable compañero y siempre se la veía cargándolo en la mano o en su antebrazo. Pero no solo es interesante conocer su contenido sino también una particular función que tenía para la soberana británica.

Sucede que la forma en que usaba el accesorio o lo movía, tenía un mensaje oculto para su custodia o para la gente de su comitiva protocolar, era una especie de códigos cifrado que exigía atención, claves y costumbre de interpretación.

Si la monarca cambiaba el bolso de mano significaba que quería dar por finalizada una conversación porque le molestaba o le aburría.

El experto en la familia real británica Hugo Vickers reveló, por ejemplo, que si la monarca cambiaba el bolso de mano significaba que quería dar por finalizada una conversación porque le molestaba o le aburría. Cuando lo ponía arriba de la mesa durante un evento era para avisar a sus guardaespaldas de que estaba está lista para irse.

Isabel II
Isabel II

Además si la apoyaba en el suelo, indicaba que una conversación era poco interesante y necesitaba el auxilio de su dama de compañía, que llegaría para socorrerla en pocos segundos. Ahora puede quedarnos bastante claro porque este complemento era indispensable para la emblemática reina.